http://www.corcovo.com/
    jaraiz.net  |  Noticias  |  Opinión
 
 
  Portada  
  Noticias  
      Valdepeñas  
      Manzanares  
      Comarca  
      Cultura  
      Deportes  
      Opinión  
      El Comentario  
      Provincia/Región  
  El comentario  
  Emprendedores  
  Encuestas  
  Enlaces  
  Contacto  
  Crónicas Plenarias  
 
La audacia de un pedante



Se cuenta en la SGAE que el ahora en prisión provisional José Neri es tan egocéntrico y vanidoso que en una conferencia se atribuyó sin el menor pudor la autoría del formato mp3 y que desde entonces se ríen de él por los rincones del Palacio Longoria. La realidad es que la patente del mp3 es de Karlheinz Brandenburg de la red de centros de investigación alemanes. Pero debe ser que José Neri, listo al cuadrado, tomara a su auditorio por tonto. Y es que el mal del listo fingido es un fenómeno antiguo en España. Una de las más recurrentes quejas, clamores, reclamaciones y sugerencias de los grandes autores desde el siglo de oro español ha sido la existencia de los falsos escritores, y con ellos, la crítica más feroz a la esperpéntica falsedad del prototípico ignorante convertido en ilustrado. Obras como La derrota de los Pedantes, de Leandro Fernández Moratín constituyen un alegato en contra de los profesionales del engaño y la simulación sobre sus personas. En Viaje al Parnaso Miguel de Cervantes se dispone a seleccionar a los auténticos poetas, emprendiendo una peculiar guerra contra poetastros, mediocres y estafadores literatos. Y es que el Parnaso era lugar sólo para nobles.
Moliere tuvo problemas con su Tartufo, obra en la que criticaba a aquellos falsos devotos, beatos y santones que a fuerza de arrimarse pegajosamente al poder, adquirían el poder mismo, para luego ser tiranos como correspondía a su mediocre naturaleza.
Suele ser costumbre y característica común de un farsante, vampirizar los modos, tonos y maneras de aquellas personas a quienes succionan el tuétano. Así lo describió Quevedo en el Buscón, donde el pícaro protagonista Pablos, queriendo ser quien no es llega a afirmar “más alto pico, y más autoridad me importa tener”. Y es que según afirma Domingo Ynduráin acerca de esta obra: “La base que sustenta el juego y lo hace posible es que nadie puede ascender a caballero desde la vileza... “.
No otra cosa que un desmesurado y esperpéntico juego de pícaros es lo que ha ocurrido en España, con su burbuja inmobiliaria, su fraude bancario, su corrupción política y su SGAE. Así, con andrajos morales pero bien encorbatados se han presentado una tribu de caballeros de cartón que se han apoderado de los centros de poder tan sólo con su apariencia y verborrea, pero sin saber muy bien qué dicen. La supervivencia y la inmunidad en el engaño sistemático han enseñado a villanos como José Neri a ser audaces. Y la audacia les conduce a inventarse la autoría del mp3 en una conferencia. De igual manera, podría haberse inventado insólitas teorías sobre el Despotismo Ilustrado, o convertirse en experto en Literatura, experto en Arte, Historia, experto en todo, sabio de todo e ignorante manifiesto del cual se ríen las gentes a quienes cree engañar y que después le adulan para no resultar dañados por su arrogancia. José Neri, como tantos, debería haber previsto que todo cae y que si necesitó subir, necesita bajar.


15/07/2011 | Aurora Gómez Campos
 
     
joroba.es | programacion web